Esta es una colaboración de Augusta Quiñones, del precioso blog TheSimpleLife.cl. ¡No podemos esperar a probar esta deliciosa y saludable receta!

Me encantan las betarragas crudas y cocidas, pero me trastornan cuando están asadas, ya que su sabor se torna aún más delicioso gracias a la caramelización.

Eso corre para todas las verduras, ¿han probado un brócoli o una coliflor asada al horno? ¿Han notado cómo cambia el sabor de un zapallo, de una papa, de una zanahoria, o berenjena cuando las cocinamos al horno? Por eso siempre que hago cremas de verduras me doy el tiempo de asarlas para darle un sabor más profundo a mis preparaciones. Eso, más un buen caldo casero o miso, son mis secretos para lograr una crema de verduras espectacular ;)

Para aprovechar el horno, me gusta asar varias verduras distintas a la vez, así ahorro electricidad y tiempo ya que me quedo con un rico surtido de verduras a las que puedo echarle mano durante la semana cuando tengo menos tiempo.

En este caso, me quedaba una betarraga asada después de hacer un exquisito queque de chocolate con puré de betarraga. Justo había planificado hacer hummus ese día, asi que para aprovecharla, decidí agregarla a éste.

Para darle un toque diferente le puse harto jugo de limón y un poco de zeste (ralladura de la cáscara, sin la parte blanca), que gracias a sus aceites esenciales lleva el sabor a otro nivel. Además, decidí ponerle pepitas de zapallo picadas para darle un toque crunchy.

¿El resultado? Esta maravilla a la que bauticé como hummus crocante de betarraga y limón. ¿Hay algo más lindo que este color?

Como último tip, les recomiendo hacer este hummus crocante de betarraga y limón un día antes de comerlo, para que los sabores se desarrollen al máximo.

¡Créanme que vale la espera! Ahora bien, si no alcanzan a esperar tanto, no hay ningún inconveniente en comerlo el mismo día.

¡Estoy segura de que les va a encantar!

Hummus Crocante de Betarraga y Limón 3

Ingredientes

Hummus:

• 1 lata de garbanzos, escurridos (ó 380 gramos de garbanzos cocidos).

• 1 betarraga asada.

• ½ taza de agua.

• 2 cucharadas de mantequilla de maní casera, ó de tahini.

• Jugo de 2 limones.

• ½ cucharadita de sal de mar.

Decoración:

• Zeste de ½ limón.

• 2 cucharadas de pepitas de zapallo picadas.

• 1 cucharada de aceite de oliva extra virgen.

Instrucciones:

  1. Poner en el bowl de la procesadora todos los ingredientes del hummus, y procesar por 3 minutos a potencia máxima, o hasta que esté homogéneo y cremoso.
  2. Dejar reposar por 15 minutos.
  3. Decorar con el aceite de oliva, la zeste de limón, y las pepitas de zapallo finamente picadas… esta decoración hace toda la diferencia en este hummus, ya que le da un sabor ¡espectacular!

Nota:

Este hummus queda mucho más rico si lo dejas reposar un día antes de comerlo ;)